viernes, agosto 30, 2013

El placer de recibir cartas

Cuando tenía 12 años me mudé de casa (y de barrio). Para mi fue un cambio enorme pues me había criado en unas fincas de esas cerradas en la que los niños salíamos a jugar "al patio" sin peligro todos juntos, todos los días del año. Separarme de todo aquello me trastocó un poco pues, aunque el cambio fue positivo, no sabía muy bien que hacer con mi tiempo libre ya que hasta entonces no había tenido que enfrentarme a eso, pues cuando ocurría simplemente baja al patio o iba  casa de algún vecino.

Se me ocurrió cartearme con gente (siempre me ha encantado escribir) y publiqué un anuncio en una revista dominical del periodico que leía mi padre. Sí, mozas y mozos "antes" se hacían esas cosas.

Fue una experiencia brutal. Desde el primer momento recibí una avalancha de cartas de toda españa.
Esperaba con ansiedad el momento de ir al buzón y recoger mis 20 o 30 sobrecitos de colores (porque casi todos era de colores) y subir a contestarlos lo más rápido que podía.
Con el tiempo el numero de sobrecitos fue disminuyendo hasta que me quede como con unas diez amigas fieles con las que me carteé algunos años y que, lamentáblemente, no he conservado.

Perfeccioné la afición de escribir subiendo un peldaño más. Iba a la papelería del centro a comprar papeles originales y coordinados, me regalaban juegos de escritura de cartas, coleccioné pegatinas y sellos con los que decorar mis cartas, pero también hacía de la carta en si toda una sorpresa: una vez mandé una carta escrita en una pajarita de papel que había que deshacer para poder leer, otra vez fue una carta escrita en espiral y en otra ocasión escribí una carta en una papel gigante (de esos de hojas dobles), otra vez escribí cada palabra de un color, jejeje. Me divertía solo imaginando la cara de quién la recibiera.

Con el tiempo, y sobretodo con intenet he dejado un poco de lado esa afición y me parece una pena.
...con la ilusión que me hacía a mi mirar el buzón para ver si había recibido alguna carta....

Hace poco descubrí postcrossing y desde entonces estoy totalmente enganchada. En una web que hace de enlace con personas de todos los paises e intercambia direcciones para poder mandarse postales.
Es una manera de conocer ciudades y gente de todo el mundo sin salir de casa. Te cuentan cosas de sus pueblos, te mandan postales de cosas típicas, sellos curiosos, dibujitos o pegatinas bonitas,...
Yo he recibido ya 21 postales de sitios tan lejanos como China, Rusia, Estados Unidos, Ucrania, etc...
(Eso sí, el idioma común es el ingles, pero hay gente que manda dibujos o mapas).


La niña nº 2 es la encargada de abrir el buzón todos los días y me trae corriendo con envidia las postales que haya recibido.
A ella le gustaría tambien cartearse con gente y tiene el escenario perfecto pues sus amigas viven ahora en otro país, pero aunque les escribe cartas y les manda regalitos, las muy ........ nunca le contestan y ella se decepciona.
Es por eso que escribo este post, pues igual alguna de vosotras está en la misma situación y tenga algún hijo/hija que le gustaría cartearse ella.

No es que quiera hacer publicidad pero solo le veo ventajas, pues cartearse, para aquellos que les gusta escribir es un gran ejercicio de creatividad, sin hablar ya de la necesidad de nuestros niños de escribir (mejorar su ortografía, su letra, el desarrollo de sus frases, bla, bla, bla...) y siempre tendrían una amiga en Francia que siempre queda como muy chic.

El caso, que si creéis que es una buena idea y os interesa me mandáis un e-mail con el sobrecito ese verde que hay arriba a la derecha (y que creo que todavía funciona) y concretamos.




11 comentarios:

  1. Me ha encantado la idea... yo también me escribía con amigas conocidas en foros, el problema vino que con las redes sociales dejamos de hacerlo.

    Creo que sería una buena oportunidad de además aprender inglés.

    ResponderEliminar
  2. Me encanta la idea! Te he enviado un correo pero me ha salido erronea la direccion.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Prueba ahora, creo que ya la he arreglado (sorry)

      Eliminar
  3. Elena yo me he carteado con mucha gente y de hecho tengo una pen friend de Malasia con la que sigo escribiéndome desde que tenía 13 años y ahora tengo 40. Se lo voy a proponer a Hugo que esta loco por recibir cartas, pero tiene 8 años, te parece pequeño ? Escribiré el Mail cuando vuelva de vacaciones

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No me parece demasiado pequeño, nunca es demasiado pronto para empezar, ¿no?.

      Eliminar
  4. Manzanita siempre ha querido recibir cartas si quieres se lo pregunto, tiene 14 años ¿lo ves bien? y si no, pues yo!!! Que a mí también me gusta escribir cartas y poner diferentes colores y pegatinas, que a mis 26 años sigo siendo igual que cuando tenía 14 y le escribía cartas a mi primer noviete... ainss además igual a tí te parece buena idea, siempre hay cosas que queremos hablar con alguien pero con mamá... como que da palo.
    Besotesssss

    ResponderEliminar
  5. Yo nunca llegué a tener un pen friend, pero me encanta la idea. Se lo diré a mis hijos, a ver si les hace la misma ilusión que a mí. Besos.

    ResponderEliminar
  6. Menuda idea mas genial!!! Yo siempre me he carteado con amigas cuando me cambie de ciudad, luego nos fuimos haciendo mayores y se fueron perdiendo esas costumbres. Me encantaria que mis hijas disfrutaran de recibir y mandar cartas.... ya sabes que tengo tres, pero creo que con Aitana congeniaria tu hija, tiene 10 años, que te parece??? Te mando un email...

    ResponderEliminar
  7. jaaja menuda aceptación ha tenido tu propuesta. jejejej yo también me carteaba con mucha gente , que ilusión que hacia. DE hecho al final salí con dos de esos chicos , Duró muy poquito pero fue muy divertido. LO mio era con gente de la mi comunidad así que cada vez que paso por esos pueblos me acuerdo y digo.... ufff como será ahora menganito o fulanito¿

    ResponderEliminar

Gracias por tus comentarios !!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...