lunes, diciembre 31, 2012

Las navidades las inventaron los hombres


A estas alturas la mayoría de nosotras estamos hasta el moño de las navidades y de toda la parafernalia. Con suerte muchas simplemente estaremos exhaustas. Las que son realmente afortunadas todavía tendrán la ilusión de que lleguen los benditos Reyes Magos cargaditos de juguetes y que compense semejante trabajo y      monumental lío, sobretodo las que como yo, han recibido la visita en estas fechas de LA SUEGRA. Pero no, no , yo no soy de las afortunadas, en las galias viene Papá Noel y ya pasó y aunque vino con merecidos regalos todavía estoy dudando de si compensa las horas de cocina (os recuerdo que odio enormemente cocinar) así que estoy otra vez metida en la cocina deseando, implorando, suplicando que acaben las fiestas ya, que aunque es una pasada lo de reunir a la familia, lo de ver las caras de ilusión de nuestros infantes, sobretodo de aquellos que no conocen "el secreto" que aprovechemos estos días para desear paz y amor a diestro y siniestro la mayoría llegamos agotadas a la cena en cuestión y ojerosas al ritual de destrozamiento de papel de regalo que previamente te han ocupado horas y horas de empaquetar (sobretodo si tenéis, como yo, que envolver regalos para ocho personas) que además requerían de un problema de logística y habilidad de improvisación que dejaba agotado a cualquiera.



Lo que tengo claro es que las fiestas de la Navidad, la celebración tal y como la conocemos hoy en día es un invento de los hombres. Sí, sí, esa maquinación de tenernos encerradas en la cocina horas y horas cocinando nuestras mejores especialidades (las que las tienen, en mi casa no tienen tanta suerte) con la excusa de que son unas fechas especiales y bla, bla, bla, tiene sello masculino, seguro.
Pero es irónico que muchas de ellas tienen a los mismos comensales cualquier otro día pero no se libran y otras se pasan días temblando ante la perspectiva de que llegue esa noche y tener que soportar a  LA CUÑADA, morderse la lengua ante los comentarios punzoñosos de LA SUEGRA o aguantar a las groserías de LOS SOBRINOS ( o cualquier otros familiares, no os vayáis a pesar que la tengo tomada con mi familia politica, que mi hermana se las trae) aunque yo soy de esas que soportaría a todos los sobrinos maleducados del mundo con tal de no tener que escuchar un solo chiste en toda la noche.
El día siguiente, a pesar de haberte ido a dormir con una sonrisa de pámfila en los labios por eso del espiritu de la navidad se te borra de un plumazo al ver el trabajazo que te espera en la cocina. Y otro día más metida en faena....
Y llega Papá Noel, o los Reyes, o lo que se tercie y te hace ilusión y todo, oye. Hasta que algun niño te despierta a las siete de la mañana para mirar debajo del árbol los regalos que has puesto solo cuatro horas antes porque no había manera de que se durmiera el joio. En camisón además, con un frio que pela, con lo bien que se está en la camita... Y te llenan el salón de pedacitos de papeles de colores, tantos que hace que se te pierda algún regalo (¿no os ha pasado nunca?). Después de abrir los tuyos y de verlos de refilón viene la fase de montaje e ingeniería que viene a ser sacar a todos los juguetes de sus cajas que estan muchas veces hasta atornillados ( o los ladrones han mejorado mucho o los de marketing han visto muchas veces "Toy Story"), montarlos todos con unas instrucciones que requieren un master en ingeniería aeroespacial  mientras un niño te grita en la oreja que te des prisa que quiere probarlo y buscar pilas por toda la casa porque se te ha olvidado comprarlas.

Pero rapidito, que otra vez es fiesta y familiar además y hay que hacer una suculenta comida para recibir a la familia que vienen en tropel para traer más regalos a los niños que también habrá que montar mientras tú haces planes mentales de donde vas a meter tanto trasto.


Y ¿que hacen "los hombres" mientras? ¿Mientras tu cocinas, recoges a contrareloj porque va a venir LA SUEGRA y te peleas con los papeles de regalo?. Jugar, jugar y jugar con los niños mientras esperan a que este hecha la comida.
Si es que las Navidades las inventó un hombre seguro.



De todas formas y con eso de que el espíritu navideño se contagia os deseo a todas una feliz entrada de año y que el 2013 aunque dicen que pinta muy mal realmente no sea para tanto y que os tenga reservado solo cosas buenas.

Y ahora me voy a la cocina corriendo, que no me da tiempo.

Besos

4 comentarios:

  1. Elena, como te entiendo...yo no me ofrezco para albergar la cena por eso mismo, a pesar de que piso es el más grande de la familia. Eso que lo haga la abuela que es la que reune a la familia. yo desde luego, que pasaría de largo la cena familiar sobre todo para no oir a mi hermana toda la noche decir que ella ha ayudado a mamá y las demás no y a mi cuñado intentar ayudar quitando los retos de langostinos con las manos de los platos ajenos...este año si lo vuelve a hacer, yo me lavo mi plato que no lo quiero con yema..

    ResponderEliminar
  2. pues a mi me gustan... y soy mujer. Me gusta cocinar y que él juegue con los peques. Yo odio jugar. Es cuestión de gustos no?
    FELIZ 2013

    ResponderEliminar
  3. Ja ja!!! Tienes razón. Hay q aguantar mucho...
    Muy chulas las fotos. Con lo q cuesta envolver regalos pa todo el mundo.... Y lo rápido q los destrozan.
    Un saludo y feliz 2013 pa ti tamb

    ResponderEliminar
  4. Howdy! Do you use Twitter? I'd like to follow you if that would be

    ok. I'm undoubtedly enjoying your blog and look forward
    to new updates.

    Feel free to surf to my blog post 4 letter words ending in ite
    Feel free to visit my page ; 2 or 3 letter words starting with q

    ResponderEliminar

Gracias por tus comentarios !!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...