viernes, marzo 02, 2012

La foto/historia de Maribel





Esta fotografía, tiene una historia poco feliz. Es mi único único. Hace 3 años que lo llevamos mi marido y yo de vacaciones nada más acabar el curso para que vaya conociendo algo de nuestra España preciosa; desde muy pequeño decía a sus padres que de mayor quería ser como Tito y Abu (nosotros), porque siempre viajábamos mucho (acabábamos de jubilarnos y nos apetecía viajar todo cuanto pudiéramos), pues bien, le dijimos que cuando fuese un poco mayor vendría con nosotros, como así hicimos, y el año pasado además de llevarle a él también llevamos a sus padres y el niño estaba feliz.
Pero un día se me ocurrió que podíamos dar un paseo en un catamarán, estábamos en Calpe y no era muy largo el paseo por lo que los convencí y nos fuimos los cinco en el barco, pero lo que yo no sabía es que tanto mi yerno como mi nieto se mareaban, y para desgracia de ellos cuando llevábamos medio viaje, sus caras pasaron a ser de un color averdosado de tan pálidos que se pusieron y como lo mismo el padre que el hijo son muy morenos, en vez de quedar blancos, se quedaron como si fuesen marcianos, es decir, como los hombrecillos que nos hicieron ver en las películas de extraterrestres.


Así, que lo que prometía ser un día feliz y distinto se convirtió en un calvario para mi pobre nieto y su padre. Esto me servirá para preguntar en otra ocasión antes de actuar.


Una vez en tierra al poco rato ya se repusieron y continuamos el día feliz, pero como se puede apreciar en la fotografía el pobre niño estaba deseando salir de aquella ratonera sin salida y me dijo: "Abu, no me lleves más en un barco, prefiero avión, que ahí no me mareo".


Son cosas raras de la vida, que se le va a hacer.
Espero que os haya entretenido la historia. Un abrazo y hasta siempre.



5 comentarios:

  1. Ohh pobrecillos!! Yo tambien me mareo en esos sitios y se pasa fatal!!! Fue una buena idea aunque luego salio un poco regu jajaj pero bueno lo importante es que al final pudisteis disfrutar del dia en familia que es lo importante. Besos

    ResponderEliminar
  2. ¡Ay, pobre! Yo tenía una vecina que se mareaba mucho, pero mi madre no me deja contar la historia xDDD

    ResponderEliminar
  3. Pobrecillo, aguantó como un campeón! Por cierto, me da a mi que la historia que yo te mandé es demasiado larga ¿no? jajaja. Besotes

    ResponderEliminar

Gracias por tus comentarios !!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...